La última peregrinación: el Papa Benedicto XVI en Tierra Santa

En 2009 , el Papa Benedicto XVI hizo su peregrinación a Tierra Santa. El Centro de Medios de comunicación Franciscano (Franciscan Media Center) publicó un hermoso video en retrospectiva, situando el viaje del Papa en el marco de un contexto más amplio de la relación del Papa con la región, las religiones y las cuestiones en juego en ese momento. El video fue creado en el momento de la renuncia del Papa.

Ver el vídeo aquí

http://www.fmc-terrasanta.org/en/actuality-events-and-society.html?vid=3827

El Papa y el Medio Oriente. Tres viajes, un sínodo, reuniones ecuménicas con ortodoxos, e interreligiosas  con representantes del mundo del islam y del judaísmo. También las posiciones que tomó en las cuestiones más apremiantes en esta región, como la opinión que expresó en varias ocasiones en favor de la creación de un Estado palestino … pero, sobre todo, puso el foco  en el “pequeño rebaño” de los cristianos locales, llamado a redescubrir su vocación en la tierra de los orígenes del cristianismo, precisamente por su condición de minoría y su situación adversa.

En los casi ocho años de su pontificado, la relación del Santo Padre con esta tierra se ha visto incrementada sucesivamente con atenciones concretas.

El 8 de mayo de 2009, el Papa Benedicto XVI aterrizó en Jordania para una peregrinación. Era el tercer Papa en la historia que caminaba por los lugares que pisó Jesús entre Jordania , Israel y Palestina. Trece meses más tarde, con su visita a la isla de Chipre, en junio de 2010 , el Pontífice simbólicamente – con la entrega del Instrumentum laboris durante la misa celebrada en Nicosia – comenzó el Sínodo de los Obispos para el Medio Oriente , prevista para octubre de ese mismo año, y que concluyó con la firma y entrega de la Exhortación Apostólica en su viaje al Líbano en septiembre de 2012. Un viaje en el que el Santo Padre se dirigió a los jóvenes de la tierra de los cedros de una manera especial, invitándolos a ser un ejemplo de convivencia en todo el Oriente Medio, un signo concreto de la posibilidad de construir un futuro común – para los musulmanes y los cristianos – en esta tierra.

Hemos hablado con monseñor William Shomali , obispo auxiliar del Patriarcado Latino de Jerusalén, sobre la relación entre Benedicto XVI y estos lugares.

Pregunta: En su opinión, ¿A qué dio importancia, Benedicto XVI, en lo que respecta a Oriente Medio?

Shomali : . . . “El Papa se interesó por los principios de la paz Y esto es lo más importante.  Pero  no hizo una declaración cada vez que había un incidente aquí o allí. Cuando la guerra de Gaza, habló en voz alta y pidió el fin de la violencia en esta tierra, y gracias a esto, la violencia se prolongó tan solo durante ocho días, pero puedo decir que en tiempos difíciles el Papa estaba con nosotros, como fue el caso de Siria, Irak y Egipto, y con todos los países.”.

Pregunta: ¿Cuáles son las tres razones por las que la Tierra Santa debe estar agradecido a Benedicto XVI ?

Shomali : “Su visita de 2009, su entrega de la exhortación post- sinodal y su reconocimiento del Estado palestino: habiendo hablado de ello (la única solución es tener dos estados) y habiendo apoyado la decisión de las Naciones Unidas.”

Pregunta: ¿Cuál es el mejor recuerdo que tiene de su peregrinación a Tierra Santa?

Shomali : “Creo que su humildad donde quiera que iba. Él es verdaderamente un hombre de Dios, un hombre sencillo con un rostro angelical. Cuando oraba al Señor se llenaba con su presencia. Este modelo de un hombre espiritual me impresiona grandemente. Él vino aquí como un peregrino más que como jefe de Estado, y creo que incluso impresionó a los que le oían hablar. Recuerdo haberlo visto en el campamento Aida con los palestinos. Estaba muy tranquilo. Muchos decían: “ Es peligroso ir allí,” pero en vez de estar allí una hora, permaneció durante hora y media.”

Pregunta : ¿Podría haber hecho más por el Medio Oriente?

Shomali : “Él prefiere hacer hincapié en la relación de los cristianos locales con el islam y el judaísmo , porque él no quiere que ellos vivan en un gueto. Entendió que la primavera árabe es otra primavera, un renacimiento islámico. Él entendió esto y quería estar cerca de los cristianos de Medio Oriente. Un hombre que no hace ruido en torno a él, un hombre amable que habla con una voz afable, con confianza. Era un gran Papa ” .

Fuente: http://www.fmc-terrasanta.org/es/